Trabajar en remoto

Llevo un tiempo combinando el trabajar desde casa unos días y otros en la oficina. Es una especie de “experimento” para ver si en Arcadina podemos trabajar de forma remota


  • En casa me permite centrarme mucho más en una tarea, he comprobado que rindo más

  • En la oficina hay interacción con los compañeros, puedo responder a sus dudas, estoy más accesible

  • Cuando estoy en casa tampoco estoy desconectado, tenemos el correo, chat, JIRA para las tareas, Confluence para la documentación.

  • Cuando trabajo desde casa tengo el mismo horario, más o menos, que si fuera a la oficina. Me ahorro el coche y el tiempo de ir y volver.


Para poder hacerlo he tenido que proveerme de una cierta infraestructura, tanto física (ordenador portátil, pantalla grande, teclado y ratón) como de sistemas (acceso remoto, haber pasado las tareas al JIRA desde un sistema interno, etc.)

Entiendo que no todo el mundo puede sentirse cómodo trabajando solo desde un rincón de tu casa, sin compañeros. Has de tener cierta autoexigencia, autocontrol y tener claro que estas currando, no de fiesta 😉

En casa ya avisé que si estoy en el ordenador trabajando no deben molestarme, porque es demasiado fácil que al estar en casa se te encarguen tareas domésticas, y eso no debe ser así, ya que estas en horario de trabajo, solo que lo haces desde tu propio hogar.

No es necesario, pero leer el libro “Remote: office not required” de Jason Fried y David Heinemeier Hansson me terminó de convencer de hacer la prueba.

Y eso, que hace años lo intenté y no lo conseguí. Claro que entonces trabajaba de freelance y encontré más productivo estar en las oficinas del cliente final, para mejorar la interactividad. También es verdad que las conexiones remotas de entonces (modem básicamente) no son las de ahora 😉

 

One Reply to “Trabajar en remoto”

  1. Realmente el “entorno” es importante, que entiendan que que estar en casa no significa “disponible”. En esto también es importante el espacio, un sitio donde “encerrarse”.

    Pero esta claro que esta es una tendencia a la alza, basta con ver como en las ofertas de trabajo de muchas empresas de EEUU y UK (por poner dos referentes típicos) han pasado los últimos años de decir que no admitian teletrabajo, a tenerlo como una opción más.